¡Voy al filósofo!

En la nueva entrega de ‘La Ventana filosófica’, de la Cadena ser nos acercan a la filosofía como consulta, como asesoramiento, como orientación tanto para personas como para organizaciones. Todo esto es parte de la filosofía práctica

¿Algún día podremos decir voy al filósofo como decimos voy al médico, al psicólogo o al asesor fiscal? ¿Formará parte de nuestra normalidad cotidiana. En la época clásica de Grecia y Roma, las grandes escuelas (epidúrea, peripatética o estoica) tenían una finalidad práctica y pública. El filósofo asesoraba y ayudaba a pensar. Esta papel de la filosofía , que el cristianismo fagocitó, se ha ido recuperando en los últimos años gracias a la praxis del filósofo alemán Gerd Achenbach.

Seguir leyendo y escuchar el audio

Fuente: La Ventana de la Filosofía, Cadena Ser (21/05/2019)

Comments (1)

  1. ÁNGEL VICENTE VALIENTE SÁNCHEZ-VALDEPEÑAS - Responder

    Me parece muy interesante la propuesta. Solo hago una consideración: “Voy al filósofo” no es decir nada. En realidad, creo yo, debería titularse “Voy a Platón”, “Voy a Kant”, “Voy a Spinoza”, etc. O bien, “Voy al empirismo”, “Voy a la Filosofía trascendental”, “Voy a la Filosofía existencialista”. La diversidad de respuestas en realidad no es muy grande, pero conviene decirlo. La Filosofía no está en sus mejores momentos, pero conviene tratarla con respeto. A fin de cuentas, constituye la columna vertebral del pensamiento occidental. La Filosofía no es una ciencia, al menos tal como se entiende esta palabra (a pesar de Fichte). Ahí está su grandeza.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: