Novedaden Krk ediciones: «Diario» de Frege, con traducción y notas de Luis Valdés Villanueva

Este Diario es una pieza singular en al menos dos sentidos. En su mayoría, consiste en un conjunto de anotaciones que Frege hace un año antes de su muerte y que tratan de asuntos políticos, económicos, sociológicos o religiosos de los que nunca se había ocupado en los escritos que de él conocemos. Contiene además tres entradas sobre el concepto de número que, en este contexto, crearían una cierta disonancia, si no tenemos en cuenta que Frege está sangrando por la herida del descubrimiento de Russell de la paradoja de las clases. Aunque Frege no parece haber sido nunca un hombre «de izquierdas», sus ideas políticas se radicalizaron con los años y con la más bien caótica situación de Alemania en los años veinte del siglo pasado. En el Diario, Frege se muestra como un furioso anti-socialdemócrata («el cáncer que corroe a Alemania»), antisemita y enemigo de los sindicatos obreros y del parlamentarismo («esa execrable invención francesa»). Michael Dummett, conocido activista en contra del racismo, además de ser el más insigne estudioso de Frege, escribió después de conocer el Diario que su lectura le había enseñado algunas cosas sobre la naturaleza humana (y quizás también sobre Europa) de las que lamentaba no haber tenido conocimiento antes.

Gottlob Frege (1848-1925), fundador de la lógica matemática moderna y considerado por muchos como «el nuevo Aristóteles», fue sin embargo un pensador muy poco conocido durante su vida. Entre 1874 y 1918 enseñó en el Departamento de Matemáticas de la Universidad de Jena en medio de la indiferencia, cuando no la hostilidad, de sus propios colegas, que nunca llegaron a entender sus geniales intuiciones sobre el concepto de unción o de número. Entre 1884 y 1893 se concentró en escribir lo que debería haber sido la culminación de su carrera intelectual, los Grundgesetze der Arithmetik (Leyes fundamentales de la aritmética), que construiría formalmente la totalidad de la aritmética a partir de la lógica. Su proyecto se vino abajo cuando Russell le dio noticia de que uno de los axiomas iniciales de los Grundgesetze daba lugar a una inconsistencia. No sin cierta amargura, Frege aceptó la derrota dando con ello un ejemplo de honestidad intelectual. Muchos consideran que Frege es también uno de los padres de la filosofía analítica; sus obras menores, solo en tamaño, como Sentido y referencia, Función y concepto, Concepto y objeto o El pensamiento han determinado la agenda de la semántica filosófica o filosofía del lenguaje y han merecido la atención, no solo de Russell, sino también de Husserl, Wittgenstein o Chomsky.

Toda la información en: :: KRK Ediciones – Bienvenido a nuestro web ::

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: